Mides o trabajas? ¿Analizas o intuyes? ¿Interpretas o lees datos? ¿Decides o te dejas llevar? Para todos los que habéis elegido la primera opción de estas cuatro preguntas, quizás os pueda interesar este post sobre la importancia de medir el ROI o Retorno de la Inversión.

Hoy en día, tomar decisiones empresariales sin haber medido, analizado y haber realizado un proceso de toma de decisiones coherente, responde a un perfil de profesional que bien no quiere hacer bien las cosas, no se quiere formar o las primeras improvisaciones le han salido bien y es cuestión de tiempo que su método fracase.

Antes de conocer la importancia de medir el ROI, vamos a dejar claro que sabemos lo que es el Return on Investment o Retorno de la Inversión.

En esta imagen se define el concepto de ROI o retorno de la inversión

“Medir el ROI en marketing es importantísimo ya que nos permitirá ser más eficientes de cara a futuras estrategias”.

Con Dropscore, este proceso de trabajo se facilita muchísimo, ya que tenemos la suerte de contar con una herramienta que toma datos reales de Google Analytics, los cruza con los de la propia herramienta y nos va informando de la calidad de los usuarios en función del canal de tráfico y según cada fase del embudo de ventas.

Accede para suscribirte a Dropscore y medir tu user quality score o calidad de tus usuarios web

Lo que nos tiene que obsesionar es llegar al final del embudo y alcanzar la conversión de la manera más rápida posible (no olvidemos que el tiempo es dinero) y con la menor asignación de recursos posible.

En esta fase tocamos todas las partes del cálculo del ROI, ingresos, beneficios, inversión, etc. y para los muy financieros el tiempo y el coste del dinero invertido durante un tiempo más o menos largo. Cómo optimizar el funnel de ventas con Dropscore será algo que veremos en otro momento.

Cómo nos ayuda Dropscore a mejorar el ROI

Ahora vamos a ver cómo nos ayuda Dropscore a lo largo de este viaje de por qué es importante medir el ROI.

  • Vigilar el customer journey para planificar la estrategia.

Dropscore nos brinda la oportunidad de medir todo el “customer journey”.

El customer journey es el viaje o camino que recorre el cliente a lo largo de los puntos de contacto o interrelación con nuestro negocio, en nuestro caso, negocio online.

Si hemos trazado previamente un “customer journey map” o mapa de experiencia del cliente, sabremos por dónde viene, por dónde ha pasado y lo que nos ha costado ponerlo en cada parte del embudo y, a través de Dropscore, mediremos la calidad de esos usuarios en función de la fuente de tráfico o la fase del embudo a la que llegan.

Poder medir todo este viaje, nos permite tomar decisiones en cada paso, para que no se nos escape ese potencial cliente. Esta información que nos brinda Dropscore nos permite segmentar e invertir de una manera cada vez más eficiente.

  • Calidad del tráfico

La principal característica de Dropscore es que trabaja el concepto de User Quality Score. Es una herramienta que apuesta por la calidad. Pero el concepto no quiere decir que sólo se busque tráfico de calidad. Lo que tenemos que buscar es un equilibrio entre la cantidad de tráfico que generamos y la calidad de las conversiones que vamos consiguiendo.

A veces se nos escapa que el lead que no es de calidad hoy pero bien trabajado se puede convertir en un lead cualificado llegando a la conversión en otro intento futuro. Aquí trabajamos más bien el concepto de “colador” que el de embudo, es decir, todo lo que se escapa o no interesa en un momento determinado, podemos recuperarlo para un próximo proceso.

  • Evitar las “egométricas”

Que no se mosqueen los de Social Media, pero no podemos dejarnos engañar con todas aquellas métricas que nos hacen ser complacientes: “Seguidores”, “fans”, “me gusta”, “visitas”, hay que mirar más allá. Estas métricas sólo nos sirven si somos capaces de llegar a otras métricas como “coste por adquisición”, “engagement”, “usuarios activos”, “conversión”, “euros-dólares”, “ROI”.

No nos engañemos al solitario. Entre las egométricas y las que hablan de convertir o estar a punto a veces queda un abismo y es donde se suelen perder los negocios. Trabajemos ese abismo, y podemos hacerlo con Dropscore ya que nos permite dar luz a esa parte y hacer un camino más sencillo. De poco nos sirve tener 45.000 visitas al mes si luego la tasa de conversión es muy baja o tener 4.000 seguidores en una red social si sólo interactúan 13.

No hacemos marketing digital para impresionar a nuestros colegas. Nuestro objetivo es que las empresas con las que trabajamos cumplan su plan de negocio, en ventas, en inversión publicitaria y por tanto, en mejorar el ROI.

  • Experimenta de manera frecuente. Metodología LEAN

Los que vengáis del mundo del emprendimiento estaréis más familiarizados con el Método Lean startup. Esta metodología lo que intenta es reducir el riesgo de lanzar un nuevo producto o servicio al mercado, pero esto es totalmente aplicable a las estrategias que hagamos de marketing digital.

Fases del método Lean Startup

¿Cómo es el mecanismo? La metodología se basa en la experimentar, aprender y pivotar.  Dicho esto, ¿cómo lo aplicamos al marketing digital?

  1. Diseño una estrategia y la aplico
  2. Mido los resultados obtenidos en base al comportamiento de los clientes
  3. Modifico (pivoto) la estrategia para mejorar los fallos en base al aprendizaje.

¿En qué nos ayuda Dropscore?

Con la herramienta nos ayudará a medir el ROI ya que sabremos cuál está siendo el comportamiento de los clientes, la calidad de éstos y, por tanto, el resultado de la estrategia que hemos aplicado. Según vayamos midiendo y obteniendo los resultados, trataremos de mejorar la estrategia una y otra vez.

Lo más importante es que el hecho de poder consultarlo en tiempo real, nos hace ser mucho más rápidos para cambiar de estrategias, no seguir perdiendo dinero en algo que no funciona y sobre todo con un algoritmo que nos de confianza en los resultados obtenidos.

  • Ahorro de tiempo

Enlazando con el punto anterior. El ahorro de tiempo desde un punto de vista económico y financiero es fundamental.

Los resultados se consiguen de manera inmediata ya que con Dropscore puedes filtrar por fechas. Esto hace que pueda cambiar mi ejecución del plan o incluso el plan de una manera más ágil.

Cabe destacar algo bastante importante y que a los profesionales del marketing a veces se les escapa. Se trata del tiempo que se tarda en conseguir la rentabilidad de una campaña y que afecta directamente al ROI aunque no se suela medir.

Pondré un ejemplo muy básico para que se pueda entender.

  • Campaña “A”.- Invierte 3.000€ el 1 de enero y el 31 de enero cierra la campaña con un ROI de 3.
  • Campaña “B”.- Invierte 3.000€ el 1 de enero y el 20 de enero cierra la campaña con un ROI de 3.

Muchos pensaréis que las dos campañas son iguales, misma inversión, mismo ROI.

Pero ¡NO! Es obvio que la campaña B es mucho mejor. Asumo menos riesgo porque en 10 días menos obtengo los mismos resultados. Además, en esos 10 días puedo hacer otra campaña y sobre todo que a los no financieros se les olvida: “el dinero no es gratis, cuesta y ganar 10 días significa una mejor financiación, un ahorro financiero y no perder el coste de oportunidad de estar 10 días sin utilizarlo en otra cosa”.

Espero que os haya resultado de interés, hayáis captado la importancia de medir el ROI y os animéis a utilizar Dropscore en vuestra gestión diaria.